martes, febrero 20, 2007

El origen de los frisuelos de carnaval.


Hola. Hoy es martes de Carnaval, así que mi madre ha cocinado frisuelos. Mmmm, exquisitos. ahí tenéis una foto. Y, como Gilichorradas es principalmente un blog de cocina, aquí os dejo la receta a los que me nos visitáis desde fuera de Asturias. También me gustaría, si tenéis un momento, contaros la bonita leyenda que explica cómo se cocinó el primer frisuelo de Antroxu (antruejo, carnaval), aquí en Asturias. Todos los asturianos la saben. Es muy bonita. Un saludo.

*****
Fue durante la ocupación teutona de Asturias. El ejército del emperador Conrado de Hohenstaufen dominaba con puño de hierro la Península Asturiana (el primero de los Hohenstaufen no sabía mucho de geografía, no le juzguéis por ello). Cuentan las crónicas que Conrado III era tan cruel que no había asturiano que no escupiese al suelo maldiciéndole cada vez que alguien pronunciaba su nombre:

-¡maldito emperador del Sacro Imperio Romano-Germánico!
-…. ¿a quién os referís?
-¡A ese demonio de Conrado!
-jjjjjoarrfff… chú
jjjjaaagggg, puá!

Pero en el oprimido pueblo asturiano había un bravo hombre que escupía más y más lejos que el resto:

-maldito emperador del Sacro Imperio Romano-Germánico!
-… ¿de quién habláis?
-¡de ese maldito Conrado!
-jjo, frú
-¡madre mía qué esputo! ¡vos sois Pachín Frú!
-para serviros a vos y al istmo asturiano.

(Disculpad también a Pachín Frú, pues en el medievo la geografía no era materia que se estudiase en los colegios …: es más, ni siquiera había colegios…)

El lugarteniente en Asturias del pérfido Conrado era Walterio Wenzffünggen. Wenzffüngen padecía bronquitis crónica y sus expectoraciones eran copiosas, malolientes, y de una viscosidad y amarillez pre-tabaco muy difícil de imaginar.

Wenzffüngen usaba sus flemas para someter al pueblo asturiano. Además atemorizaba a los pacíficos habitantes acompañando cada lapo de una horrísona blasfemia.

Así andaban los asturianos, que antaño se habían enfrentado a mayas, atlantes y romanos, temerosos y apocados porque alguien era capaz de someterles blasfemando como acaso sólo se blasfema en los mismos infiernos.

Pachín Frú se encontró un día con un fraile jocundo y obeso en un puente tan estrecho que sólo podía pasar uno de los dos. Como ninguno quiso ceder y volverse para dejar pasar al otro, hubo un duelo a escupitajos para decidir finalmente quién tenía preferencia. Pachín se asombró al notar que el cura acompañaba cada escupitajo de una blasfemia. El joven Frú perdió aquel combate cayendo al río, pero ganó un amigo. El risueño y glotón fraile le enseñó todos los secretos del arte de la blasfemia.

Lo demás ya lo sabéis porque está en cualquier libro de historia: Pachín formó su pequeño ejército de blasfemos, que acabó amedrentando a todos los alemanes. Las blasfemias alemanas parecían palabras dichas por recatadas jovencitas novicias de convento comparadas con las terribles innovaciones blasfamentísticas asturianas.

Y así fue como apareció la blasfemia como elemento de asturianía. Y por eso cada asturiano, sea creyente, ateo, musulmán, hindú, hombre, mujer, mineral o persona, suelta al hablar un promedio de una blasfemia cada cinco palabras, ¡mecagoendioss!.


Pd.- (al escribir el promedio es más bajo)

****
notas: imagen, frisuelos cocinados hoy por mi madre... mmm, ¡qué icos están!
(a ver si otro día os explico el origen del arroz con leche)

10 comentarios:

Sintagma in Blue dijo...

Jajajajaja... ¡¡eres genial!!

En mi pueblo le llaman "filloas"... y sí... ummmmmmmmmmm

Moisesg dijo...

Qué gran lección de historia. Eres un fenómeno tío.

evavera dijo...

jajaja qué buena la historia y los frisuelos :D. Pero vamos, que si un día los pruebo, espero no acordarme de los ja puuss (jeje, qué onomatopeya tan suave) del origen de ellos.
Y bueno, ¿aún no han puesto una estatua en honor de Pachín Frú en Asturias? jeje
besazo!!

M. Imbelecio Delatorre dijo...

muuuuuchas gracias =). vosotros sí que sois geniales.

-gracias, Sintagmi, poetisa galleguiña. Mmmm prueba a echarles a las filloas una cucharada de anís y una pizquita de ralladura de limón, ¡verás QUÉ ICOS!

-moisésg: gracias, bienvenido y suerte con tu recién nacido blog :)

-acias, eva :).Un consejo: si eres escupitajofóbica, no compres frisuelos en el McDonalds.


Si me permitís una nota seria, justamente hoy se cumplen 70 años del fusilamiento del rector de la Universidad de Oviedo Leopoldo Alas Argüelles. Uno de los dos rectores fusilados en España por el bando nacional. Alas Argüelles, además de una bellísima persona, era hijo de "Clarín". Los que han investigado aquel fusilamiento concluyen que Alas Argüelles fue asesinado simplemente por ser el hijo del escritor de La Regenta. Una "venganza retroactiva" que pretendía alcanzar al autor de la mejor novela tras El Quijote.

aquí os dejo un enlace a la noticia sobre el homenaje que este viernes le prepara la Universidad:

http://actualidad.terra.es/nacional/articulo/oviedo_alas_arguelles_1405727.htm

recordar a don Leopoldo Alas Argüelles es alabar la dignidad frente al oprobio, la razón frente al fanatismo, la democracia y la libertad frente a los que, asesinándole aquel 20 de febrero de 1937, las destruían, como destruían España.

factoria7gritos dijo...

Gracias por tu comentario en mi blog. Para mi también es un honor, me gusta mucho tu blog (por eso lo enlacé) :-)


Además gracias a él descubrí el partido onanista que está rompiendo mis convicciones ideológicas más profundas... :-)

M. Imbelecio Delatorre dijo...

ah, factoria7gritos, yo también confío en el bueno de Manuel y su partido de la zambomba, ¡eso que hace años que he perdido la confianza en los políticos españoles!

Ayúdanos, Manolo Machuca, eres nuestra única esperanza...


:) una sonrisa

Peca dijo...

Ummm espero por su bien que sean lights Sr. de la Torre porque no me gustaría que por visitar su blogs tuviera que renovar mi vestuario.Pero es que lo de dejar la receta ha sido un golpe bajo, viendo la foto y leyendo su post, ¿quién se resiste?.
Un dulce beso.

M. Imbelecio Delatorre dijo...

bienvenida, peca. acias por tu comentario :). te recomiendo frisuelos con menos escupitajos ;)

Tautina dijo...

Pues me he sacado la receta, que tiene muy buena pinta, y voy a ver si atino a hacerla. Ya te contaré. Otro día nos cuentas el origen de cualquier otra cosa que no sea el arroz con leche, que ya se hacerlo. XD
Besos.

M. Imbelecio Delatorre dijo...

:) gracias por tu visita, Tautina. Seguro que el arroz con leche te sale genial.

mmmm, ¡no me habléis de postres, que soy postreadicto!